Los jóvenes agricultores: Una apuesta de futuro

Los jóvenes agricultores: Una apuesta de futuro
ASAJA Córdoba apuesta por sus jóvenes impulsando encuentros y formaciones para ellos

Desde nuestra participación en el Congreso Nacional de Jóvenes Agricultores organizado por ASAJA Joven en Jaén el pasado año, vimos la necesidad de agrupar a nuestros jóvenes. En primer lugar para que entre ellos se conociesen, ya que no es lo mismo acudir a nuestras reuniones o charlas en las oficinas de ASAJA Córdoba y saber que posiblemente seas el menor de la reunión a que en ella te puedas encontrar a iguales como tú, que hablen tu mismo idioma, y en segundo lugar para conocer de primera mano sus necesidades y demandas propias de su franja de edad. Muchos de nuestros jóvenes ya formaban parte de otras sectoriales ya creadas en ASAJA Córdoba donde ponían su voz y perspectiva a los temas en los que ellas se trataban, así como muchos de ellos forman parte de la Junta directiva. Poder visibilizar el trabajo de los jóvenes en el campo cordobés es uno de nuestros principales objetivos.

Y así lo hemos ido consiguiendo en este año de unión. Tenemos contacto diario por un grupo de whatsapp, donde entre ellos se resuelven dudas, comparten opiniones o simplemente su día a día. Por otro lado organizamos un viaje al Parlamento Europeo donde pudieron conocer aparte de todo los entresijos de la Comisión Europea y el Parlamento, gracias a Jose María Castilla e Inmaculada León, y conocer y compartir ideas con figuras clave de la negociación de la futura PAC.

Hemos organizado cuatro jornadas en los meses de Diciembre a Marzo en las que se han tratado temas de fiscalidad, liderazgo, digitalización, exportación, innovación, casos de éxito, etc y donde además han podido acercarse a proyectos de éxito de otros jóvenes como ellos, conociendo de primera mano como fueron sus inicios.

Cada año participamos en el certamen de Premio Joven Agricultor organizado por ASAJA Joven y presidido actualmente por Maria Llorens, donde algunos de nuestros jóvenes han quedado finalistas en más de una ocasión. Por otro lado, ya hemos recibido en nuestra ciudad a otros jóvenes agricultores, procedentes de UAGN Navarra, a los cuales les debemos una visita cuando todo pase. El intercambio con ellos fue de lo más gratificante

“Que los jóvenes y la agricultura y ganadería no pueden ir separados es algo de lo que las políticas agrarias por fin se han dado cuenta. El problema del envejecimiento del mundo rural no es algo que se haya descubierto hace poco, el gran problema es que quizás muchas medidas llegan algo tarde.”

Cierto es que muchos problemas de los “mayores” son también sus problemas: burocracia, reclamación de precios justos para sus productos, acceso a los regadíos, etc. Pero además de esto ellos tienen sus propios problemas. Acercar esta profesión y pasión a jóvenes como ellos que a lo mejor no encuentran referentes en el sector que está envejecido.

El joven agricultor al final es un empresario y emprendedor en el sector agrícola y ganadero que debe saber de todo y ser como una navaja multiusos: nuevas tecnologías, redes sociales, mercados, meteorología, cultivos, fertilizantes, abonos, fiscalidad, laboral, etc.

Es fácil decirle a un joven que en el mundo rural se vive muy bien y vender el atractivo de la vuelta a lo rural. La cosa se complica cuando tienes que explicar a ese joven que posiblemente sus costes de producción superarán al precio que recibe por el producto, que compran a precios de hoy pero le pagan con los precios de hace 35 años, que tendrá problemas para que los bancos le den el crédito, que el acceso a la tierra es complicado y que además pedirá una ayuda de incorporación de jóvenes agricultores que tardará casi dos años en que se la resuelvan y empiecen a cobrarlas, para eso mismo, para empezar. Dos años en nuestra actual línea temporal es mucho tiempo.

“Que un joven se encuentre con trabas burocráticas cuando decide vivir de su pasión, es frenar el impulso que le lleva a ello.”

Decía Rosa Gallardo, directora de la ETSIAM, en nuestras Jornadas de Jóvenes que celebramos en el Rural Innovation HUB de Galpagro, que el binomio innovación y jóvenes es imprescindible para vivir un cambio en nuestra agricultura. Y es así: unos jóvenes que han nacido en la era digital o se han adaptado a ella, que pueden controlar ya desde su móvil su programación de riego, hacer transacciones de venta de productos, prever el tiempo que hará, etc. son claves para nuestra agricultura del futuro que avanza a pasos agigantados. Además, la mayoría de estos jóvenes están altamente formados en ciencias agrarias, económicas o jurídicas, lo que les hace conocer muchos ámbitos a los cuáles se van a enfrentar a través de su empresa agraria.

La despoblación del medio rural es uno de los problemas que afectan a nuestra era. Nuestros territorios se vacían, las explotaciones se abandonan, nadie quiere tomar el relevo de ellas y solo unos pocos valientes deciden emprender en lo rural.

Invertir en jóvenes, es invertir en futuro Cristina Castilla

Aguirre Ingeniera de Montes y Graduada en Ingeniería Agroalimentaria · Responsable técnica de Jóvenes ASAJA Córdoba